Acupuntura

Una forma de medicina tradicional china, la acupuntura, involucra que el terapeuta introduzca agujas metálicas ultra finas en puntos cuidadosamente escogidos del cuerpo.

La evidencia anecdótica sugiere que la acupuntura puede mejorar algunos de los síntomas de la Enfermedad de Parkinson incluyendo temblor, dificultades para caminar, rigidez y dolor. Sin embargo no existe actualmente suficiente investigación científica para confirmar si es o no efectiva en la Enfermedad de Parkinson.

Muchas personas encuentran que la acupuntura incrementa los niveles de energía, inducen relajación, mejora el apetito, el humor y el sueño, así como también una sensación general de bienestar. Existe también evidencia de que la acupuntura reduce los niveles de estrés mediante la liberación de endorfinas en el cerebro.

La efectividad de la acupuntura en el alivio del dolor ha sido demostrada de manera concluyente y se reconoce a nivel mundial. Un panel de expertos de los institutos nacionales de salud de los Estados Unidos concluyó en 1998 que existe clara evidencia de que el tratamiento de acupuntura es más efectivo y tiene menos efectos colaterales para ciertos síntomas que los tratamientos convencionales.

Quienes cuidan pueden también beneficiarse de los niveles de energía incrementados, apetito y sueño mejorado, aumento en la relajación, y una sensación general de bienestar. Una sesión de acupuntura puede ser un momento ideal para desconectarse y relajarse, o disfrutar de una conversación privada con el terapista durante el tratamiento.